En el instante de la concepción, recibimos de nuestra línea ancestral los “Tres Tesoros” de la Esencia (Jing), Vitalidad (Qi) y Potencial Espiritual (Shen). Es gracias al poder de los “Tres Tesoros” que somos capaces de desarrollar nuestro máximo potencial.
Los “Tres Tesoros” están relacionados con las tres etapas del desarrollo de la conciencia, o “Tres Calderas”. La primera caldera es la etapa en que el ego está en el centro de la personalidad y el resto del mundo está en segundo plano. El estado de conciencia de la primera caldera es estrecho egoísmo y la cadena de conflictos y problemas que surgen de ese estado. El intenso estado de caos y conflicto que caracteriza nuestra era se debe a que la gran mayoría de seres humanos están operando desde la primera caldera del egoísmo. La perspectiva de la primera caldera es lograr la felicidad no importa si hay que bloquear a otros seres para realizarla.

La segunda caldera, es la caldera del corazón en que el Guía Interno ocupa el centro de la personalidad y el ego opera como asistente del Guía Interno. La perspectiva de la segunda caldera es la del “nosotros” en vez del “yo primero”. En la segunda caldera se toma en cuenta a todos los seres-ya sean humanos o no, como iguales. Se reconoce la chispa divina en el centro del pecho como el factor común que une a toda la creación.
En la segunda caldera se experimenta el refinado placer de desearle a otros lo más elevado que estamos deseando para nosotros. La segunda caldera es el estado de conciencia en que desaparecen los conflictos generados por la mente de separación de la primera caldera.

La tercera caldera es el estado en que nuestra verdadera esencia-lo que en el Tao se llama, “Mente Original”, está en el centro de la personalidad.
La trayectoria de evolucionar de la primera caldera a la segunda y tercera se logra gracias a la transformación de los “Tres Tesoros”.
Los “Tres Nudos” son los obstáculos que no permiten desarrollar nuestro potencial como seres humanos.
En este nivel se purifican los factores causas del sufrimiento de la primera caldera y se intensifican los factores causas del bienestar e integridad de la segunda caldera, a la vez que se van generando las condiciones propicias para culminar en la tercera caldera de la Mente Original.

Start typing and press Enter to search

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies
X